Bartimeo y Federico Alfonso, los ángeles del blog.

sábado, 15 de enero de 2011

Respuestas extrañamente lógicas


En un día muy poco adecuado para trabajar en exceso, propongo brevemente algunos dialoguitos que bordean lo surrealista:

-¿Cuál es tu celular?
-Éste que tengo en la mano.

-¿Cómo es tu teléfono?
-Gris, rectangular y livianito.

-¿Qué estás haciendo?
-Contestando tu pregunta

-¿Estás durmiendo?
-Ahora ya no

-Decime tu correo electrónico
-Tu correo electrónico

-¿Te desperté?
-No, sigo durmiendo.

-¿Cómo se llama la calle que viene?
- No sé, no vi venir ninguna.

-¿Viste el calor que hace?
- No, verlo no lo vi, pero lo estoy sintiendo.


Y ahora la gran pregunta: ¿quién está dispuesto a adoptar a Nazarena?


Un beso Graciela

4 comentarios:

Terox dijo...

Ah... la ambigüedad del lenguaje... pero te aseguro que tomarse las cosas literalmente es una forma segura de serle antipático a la mayoría de la gente...

Graciela L Arguello dijo...

Hola, Terox, a mí en cambio me parece que es puro humor, y en el último de los casos el que se enoja pierde. A mí me divierte, y es el tipo de diálogos que reina en casa cuando me junto con mis hijos. De tal palo tal astilla.Un beso Graciela

rumbofijo dijo...

Hay dos que me gustan y las uso.Uno:cuando salgo del baño y me preguntan¿te duchaste?.Me encanta contestar no,estaba practicando caza submarina en el inodoro.Y la otra que la uso con amigas de mi compañera de cuarto cuando me preguntan al querer encender un cigarrillo,¿te molesta el cigarrillo?.Me encanta:no,vos me molestas.Un saludo amiga.

Graciela L Arguello dijo...

Hola, rumbofijo me encanta la del cigarrillo, la voy a adoptar. Un beso Graciela