Bartimeo y Federico Alfonso, los ángeles del blog.

sábado, 31 de enero de 2015

¡Debería darme vergüenza!

Cuando el  ante año pasado en Octubre festejamos el Día de la Madre en familia, con un asado en casa, (preparado por el Cuervo), Dayana trajo una bandeja de los muffins que ya le han valido una cierta fama en el círculo de los amigos y familiares.
Y la que suscribe no pudo menos que mostrar la hilacha, porque es una "gorda mental" irredenta.
Les cuento: 
Después de haber comido todos como descosidos, uno de esos asados en los que no falta nada, le tocó el turno a una torta de dulce de leche y crema chantilly, a la que yo nunca habría sabido cómo negarme, aunque algunos ya habían tirado la toalla. Cuando ya nadie más quiso servirse ni agua, yo decidí que un muffincito sería el broche de oro ideal.  
Como soy bastante troglodita, tomé el más grande que ví (y era grande en serio), y cuando empezaba a degustarlo, Gaby (la señora del Cuervo) me miró desorbitada y me preguntó:
-¿Vas a comerte ESE muffin?
- Y sí, lo estoy comiendo- contesté yo, sin entender por qué todos, especialmente Dayana me miraban con una cierta expresión que no acababa de descifrar.
Hasta que regresó el Pulpo que había ido un momento al baño, y mirando la enorme fuente de muffins preguntó:
-¿Ya se comieron la muffin-torta, y no me guardaron una porción?
Y es que en la fuente había una docena de muffins normales, más uno enorme, hecho en un molde de bizcochuelo (tipo bizcochuelo pequeñito, eso sí) para compartir, y ése me había comido yo, como si nada.
Huelga decir que el almuerzo terminó con un ataque de risa comunitario, y un poco de vergüenza de mi parte.
Pero para tranquilidad de todos, si adoptan a Candela, ella no les hará hacer estos papelones, 
100_0628
Un beso y nos vemos el próximo sábado. Graciela.

2 comentarios:

Terox dijo...

Wow... que envidia que podés darte esos lujos y no engordar...

Graciela L Arguello dijo...

Así, es Terox , yo lo atribuyo a un metabolismo muy alto, y mi hijo Guille a un "rompebolismo" más alto todavía, jejeje...